RSS
Entradas
Comentarios

Telesforo, el protagonista de la historia, le confiesa a su amigo Gabriel uno de sus miedos más profundos: Desde que era pequeño le aterra la posibilidad de encontrarse en la calle a una mujer sola a altas horas de la noche. No tiene claro si esa mujer es real o imaginaria pero esta mujer le hace evocar fantasmas, seres fantásticos. El terror le persigue hasta que se encuentra dentro de casa. Las ocasiones en que ha visto a esa mujer han desembocados en terribles sucesos. La primera vez fue la muerte su padre, la segunda la de su prometida

A pesar del terror que le infunde esa mujer alta, vieja, solitaria y espeluznante, está decidido a acabar con ella: sólo de esta manera terminarán sus desgracias.

Los amigos se separan por necesidades laborales y semanas después Gabriel se entera de la muerte de Telesforo.

Vuelve para asistir al entierro de su amigo allí encuentra una mujer alta y vieja, que se ríe de manera muy irritante e irrespetuosa y que camina delante de los enterradores. Algo en su aspecto le hace recordar a la mujer del relato de su amigo Telesforo. En un momento dado la mujer se fija en Gabriel, y un terror helado le sobrecoge todo el cuerpo, pues cree haber heredado la desgracia de Telesforo, y teme por su vida.

La incertidumbre, una indecisión entre lo real y lo fantástico, da un gran ímpetu al relato dejando un final lleno de dudas y preguntas no resueltas.

Aunque he calificado estas narraciones como de terror o suspense, creo que debería precisar y sería más adecuado, mejor calificado, como de terror romántico o gótico, pero sin dejar de ser unos cuentos costumbristas.

Tiene un estilo sencillo, claro e intenso, con una mezcla de romanticismo en la creación de personajes y de realismo en la construcción espacio-temporal.

Hábil narrador, consigue enganchar al lector en la historia, con una acción cuyo interés va creciendo hasta un final, sorprendente, curioso o extraño.

Resumiendo, una lectura agradable que me ha hecho evocar el magnífico e inquietante estilo narrativo de Edgar Allan Poe, del que el autor se declaraba gran admirador.

Valoración: 3,5/5


Pedro Antonio Joaquín Melitón de Alarcón y Ariza nació en Guadix (Granada) el 10 de marzo de 1833. Cuarto hijo de los diez que tuvieron doña Joaquina de Ariza y  don Pedro de Alarcón, distinguida familia que perdió casi toda su fortuna en la Guerra de la Independencia ya que, a su abuelo paterno, regidor perpetuo de Guadix, le apresaron y confiscaron todos sus bienes por haberse opuesto a la entrada de los franceses en Guadix.

Entre sus ascendientes a don Martín de Alarcón -participante en la conquista de Granada- y don Hernando de Alarcón, capitán de Carlos V.

Fue esta penosa situación económica de su familia la que condicionará los primeros estudios de Alarcón, ingresando en el seminario a muy corta edad, opción muy económica y muy utilizada en la época.

Salió del seminario para estudiar bachillerato en Granada e iniciar más tarde, la carrera de derecho, pero tuvo que interrumpir estos estudios nuevamente por falta de recursos económicos.

La familia se plantea nuevamente su ingreso en el Seminario de Guadix, no sólo por los estudios sino también para buscar en el sacerdocio la solución económica integrándose en la carrera eclesiástica.

Pero sus aspiraciones tenían otro camino marcado y en 1853 abandonó en seminario para buscar su futuro en el mundo literario.

En 1865 se casó con Paulina Contreras Rodríguez en Granada y tuvieron 5 hijos, aunque sólo sobrevivió una de ellos, Carmen de Alarcón Contreras, que aunque tuvo 3 hijos, estos fallecieron sin descendencia.

Alarcón escribía desde su adolescencia. Ya en el Seminario había conseguido publicar algunos escritos en la revista gaditana El Eco del Comercio pero su primera obra publicada por una editorial fue escrita a los 18 años, El final de Norma, y pudo verla publicada cuando contaba con apenas 22 años.

Tuvo una profunda vida ideológica que fue evolucionando desde las ideas más liberales y revolucionarias hasta una posición bastante más tradicional.

A lo largo de toda su vida perteneció a gran cantidad de grupos literarios e inició su carrera periodística en la dirección de El Eco de Occidente, que fundo junto a otros escritores. También fundó y dirigió otros periódicos como la publicación satírica, El Látigo, con ideología antimonárquica, republicana y revolucionaria o el periódico La Política. Llegó a ser elegido diputado por Cádiz.

Instigador de disturbios y algaradas, escribiendo siempre en contra de la reina Isabel II, fue retado a duelo por un escritor monárquico, éste, que pudo matarlo, disparó al aire perdonándole la vida. Esto le supuso una gran crisis moral y le hizo replantearse sus ideas y sus valores, pasando de un liberalismo exacerbado a una actitud más conservadora en su madurez, siendo ahora defensor del ideario conservador y católico.

Bajo esta nueva mentalidad empieza a publicar novelas cortas que le sitúan entre los más importantes escritores del país.

Como soldado y corresponsal de guerra -quizá uno de los primeros-, interviene en la guerra de África y escribiría sus experiencias en el libro Diario de un testigo de la guerra de África. Este libro tuvo un gran éxito y le reportó una gran fortuna y fama. Gracias a su nueva situación económica se dedica a viajar y se inicia en la publicación de artículos y libros de viajes. La gran calidad de estas publicaciones rebasa el interés meramente periodístico, y son un referente para toda la literatura de viajes posterior.

Hizo también una incursión en el teatro. Su primer estreno, El hijo pródigo, fue muy aplaudido por el público, pero muy denostado por la crítica.

Entre sus obras importantes está “El sombrero de tres picos”, su novela más reconocida, pequeña obra de arte y único éxito indiscutido que inspiró a Manuel de Falla en una de sus composiciones más famosas, y uno de los libros de viajes más interesantes escritos en el siglo XIX: “De Madrid a Nápoles”.

También escribió tres colecciones de cuentos cortos: Historietas nacionales, ambientados en la Guerra de la Independencia; Cuentos amatorios, escritos con tono pícaro, y Narraciones inverosímiles, de tema fantástico, muy influenciado por su admirado Allan Poe.  Entre estos últimos podemos encontrar «El clavo», al cine con gran éxito, «El amigo de la muerte», o “La mujer alta”.

En 1882, publica su última novela, La Pródiga, un sermón sobre las funestas consecuencias del amor ilícito y una defensa de la moral conservadora al uso. No tuvo buena acogida por parte de público y crítica, lo que motivo que no volviera a escribir más.

A lo largo de su vida ​ocupó diversos cargos políticos como el de consejero de estado con Alfonso XII, diputado por Cádiz, senador por Granada y embajador en Noruega y Suecia.

También fue académico de la Real Academia Española desde 1877.

A partir de 1878, se retiró a vivir en su casa de campo en Valdemoro (Madrid), donde se dedica a escribir sus últimas novelas y al cultivo del campo, afición esta última que siempre quiso de forma entrañable, tal como se constata en su artículo Mis recuerdos de agricultor

El 19 de julio de 1891, a las ocho de la noche, muere de encefalitis difusa en su casa del número 92 de calle de Atocha, en Madrid tras haber permanecido hemipléjico desde el 30 de noviembre de 1888, fecha en la que sufrió su primer derrame cerebral.

 


Cuento de género fantástico, que según contaba Pedro Antonio de Alarcón, está inspirado en el folclore tradicional y fue su abuela quien le contó esta historia siendo niño.

Trata de la vida de un joven zapatero huérfano que, por circunstancias del azar, es criado en casa de un rico conde junto a la mujer e hija de estos. Lo que empiezan siendo juegos infantiles entre el huérfano y la hija de los condes, desemboca en un juvenil amor apasionado. Cuando fallece el conde, la condesa echa de casa al joven que habían acogido y la madre y la hija se van a vivir fuera del país.

Desesperado por alejarse de su entorno, por perder su posición y sobre todo, a su amor, empieza a caer un una espiral de autodestrucción que culmina en un intento de suicidio que sólo es detenido por la intervención de la Muerte, un ser ambiguo y  de confusas intenciones.

Entablan amistad y la muerte promete hacerle médico, pero con algunas ventajas sobrenaturales que le harán progresar rápidamente en su carrera y escalar en las más importantes esferas sociales que le permitirán acercarse a su amor perdido.

Los últimos capítulos de la narración van adquiriendo intensidad y emoción para culminar con un final cuando menos interesante.

Un breve cuento costumbrista, terror romántico, con cierto regusto de tristeza al estilo de los poetas trágicos del romanticismo tardío, con un aire gótico al estilo de Edgar Allan Poe.

Siendo breve, es intenso. Consigue narrar en pocas páginas una historia completa pues ahorra giros innecesarios y poca paja podemos encontrar en la historia.

Personajes complejos, enigmáticos, inmersos en un realismo temporal que muestra muy bien la época en que transcurre la historia.

Valoración: 3/5


La historia del clavo está relatada en tercera persona. El narrador, durante un viaje en diligencia, le cuenta a su compañera de viaje los hechos que le ocurrieron al protagonista, un juez amigo suyo. Este juez, hombre honesto y de estricto proceder, se enamora de una misteriosa dama y, aunque su amor es correspondido, justo antes de casarse la novia desaparece.

Tiempo después, estando en el cementerio durante el día de Todos los Santos, al acercarse a una zona en la que se estaba trasladando unos restos humanos al osario común, encuentra una calavera de forma casual.

Lo que llama la atención al juez es que el cráneo está atravesado por un clavo. Esto quizá pudo pasar desapercibido en su momento si el clavo estaba profundamente clavado, pero al aparecer el cráneo limpio el clavo se ve perfectamente y el juez decide que se trata de un crimen y por lo tanto no puede quedar sin resolver.

En su investigación descubre la identidad del cadáver y las sospechas recaen principalmente sobre la mujer del difunto, una bella mujer que sufrió malos tratos durante su matrimonio. El juez no parará hasta dar con ella y llevarla ante los tribunales para ser juzgada. La resolución de este crimen traerá la desgracia a la vida del magistrado, aunque en ese momento aún no lo sabe.

El clavo, breve pero intensa narración, eleva a la categoría de auténtico e indiscutible protagonista de la historia, a un objeto aparentemente insignificante: un clavo, seguramente roñoso.

Los sucesos narrados están basados, según dijo el propio escritor, en un caso real. Un buen argumento capaz de mantener el suspense durante toda la narración.

Cuento muy interesante, muy bien narrado, que marca -como no podía ser de otra forma- una diferencia notable con la película que recordaba.

Quizá el menos oscuro de los tres cuentos, posiblemente por la historia de amor que ilumina de alguna manera la narración.

Romántica, gótica, triste, de suspense, costumbrista… En definitiva, muy completa. Recomiendo a todos su lectura, aunque sé que en principio puede parecer poco atractiva: Los clásicos están bastante denostados hoy en día, y si son cuentos, mucho más.

Valoración: 4/5


Hace muchos años vi en televisión la película española “El clavo”

No había visto mucho cine de terror y suspense español y me sorprendió gratamente. Muy buena película y una gran interpretación de Amparo Rivelles y Rafael Durán.

Hace unos meses me regalaron esta novela y al recordar con cariño aquella película me entraron muchas ganas de leerla, sin contar con que había leído nada de Pedro Antonio de Alarcón y posiblemente era ahora o nunca, pues tengo un poco abandonada la lectura de los clásicos.

Este ejemplar trae otras dos novelas cortas del mismo autor, por lo que creo que al leerlas habré saldado mi deuda con un importante escritor español al que sólo conocía por haberlo estudiado en mi etapa en el instituto.

FICHA TÉCNICA:

Título: El clavo; El amigo de la muerte; La mujer alta.
Autor: Antonio de Alarcón, Pedro
Título original: El clavo; El amigo de la muerte; La mujer alta.
Tema: Novela negra, terror, suspense
Editorial: Ediciones Rueda J. M., S.A.
Formato: Tapa Dura
Número de páginas: 160
Año de edición: 2002
ISBN: 9788484471134
Precio: 10,99 €

« Entradas recientes - Entradas antiguas »