RSS
Entradas
Comentarios

Los enamoramientos. Javier Marías
Los enamoramientos. Javier Marías

(Ficha técnica)

La última vez que vi a Miguel Desvern o Deverne fue también la última que lo vio su mujer, Luisa, lo cual no dejó de ser extraño y quizá injusto, ya que ella era eso, su mujer, y yo era en cambio una desconocida y jamás había cruzado con él una palabra. Ni siquiera sabía su nombre, lo supe sólo cuando ya era tarde, cuando apareció su foto en el periódico, apuñalado y medio descamisado y a punto de convertirse en un muerto….

Así comienza esta novela, Los enamoramientos. Publicada por la editorial Alfagura el 6 de abril del año que acabamos de dejar, es hasta ahora la última de su autor, Javier Marías. Salía a la venta cuarenta años después de la publicación de su primera obra Los dominios del lobo. Para mi, sin embargo, es la primera novela que leo de él.

No es una novela fácil, más bien diría que se trata de una novela compleja. Una de esas obras que su lectura precisa de una total entrega a la misma por parte del lector, y cuyo contenido no se puede afrontar de cualquier manera.

Ambientada en Madrid, está narrada en primera persona por uno de sus personajes, María Dolz, empleada de una editorial y con un concepto no muy bueno de los escritores. No es la protagonista principal de la historia sino que se la podría calificar como una mera espectadora que participa en la misma de una forma ocasional y algo accidental. Una obra que reflexiona sobre el amor y sus consecuencias, con una prosa y un lenguaje muy cuidados y trabajados.

La historia que narra es muy simple y se podría contar en menos de cien páginas. Miguel Desvern, el que para mi es el principal protagonista de la novela, es asesinado por un “gorrilla” cuando acababa de aparcar su vehículo. Aparentemente todo es fruto de una confusión sin sentido, pero como es previsible, ese asesinato encierra un porqué. Pero mucho más importantes que el propio argumento son las largas reflexiones, disertaciones y razonamientos que a lo largo del libro se hacen, convirtiéndolo más en un ensayo que en una novela.

Ahora bien, para mi gusto esas reflexiones, disertaciones, explicaciones… a menudo se hacen pesadas, al reincidir continuamente sobre ellas divagando una y otra vez sobre lo mismo, consiguiendo que el lector quede algo saturado, harto, e incluso en algunas ocasiones se termine aburriendo. Al menos es lo que a mi me ha pasado.

También conviene mencionar, por ser parte importante del libro, los larguísimos paréntesis que María Dolz hace durante su narración, en los cuales -echando mano de su imaginación- se forma su “propia película” sobre los protagonistas, hasta que de pronto irrumpe nuevamente en la realidad de la historia y de los hechos que están aconteciendo.

Otra cuestión que me ha llamado mucho la atención son las muchas páginas que a lo largo del libro el autor dedica a examinar parte de la historia de dos clásicos de la literatura: “El coronel Chabert” de Honoré de Balzac, y “Los tres mosqueteros” de Alejandro Dumas, haciendo “similitudes” con las situaciones y personajes de la historia que nos está narrando, o mejor dicho, con las reflexiones que nos va presentando a lo largo del libro.

En definitiva, no puedo decir que me haya gustado, porque no sería verdad, pero tampoco puedo decir que sea una mala novela, sencillamente no era lo que me esperaba. Es un libro que, sin llegar a ser pesimista, me ha resultado algo sombrío. Como he dicho al principio, es una novela para la que hay que “estar preparado” cuando se comienza su lectura.

Sobre su autor:

Javier Marías Franco, nació en Madrid el 20 de septiembre de 1951. Escritor, traductor y editor, es además, miembro de la Real Academia desde el año 2006, ocupando el sillon R, que quedó vacante tras la muerte de Fernando Lázaro Carreter. Licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad Complutense de Madrid, ha impartido clases en las Universidades de Oxford, Wellesley Collage, y Complutense de Madrid.

En 1971 publicó su primera novela, “Los dominios del lobo”. Es también autor de “Travesía del Horizonte” (1973), “El monarca del tiempo” (1978), “El siglo” (1983), “El hombre sentimental” (1986), “Todas las almas” (1989), “Corazón tan blanco” (1992), “Mañana en la batalla piensa en mí” (1994), “Negra espalda del tiempo” (1998), “Tu rostro mañana” (compilación de sus tres partes en el 2009), y de “Los enamoramientos” (2011) novela de la que hoy hablamos aquí.

Ha recibido multitud de premios por el conjunto de su obra. Sus obras se han publicado en cuarenta y un lenguas y en cincuenta y un países, con más de seis millones de ejemplares vendidos.

logocompra