RSS
Entradas
Comentarios

Acabamos de recibir, cortesía de Dolmen Editorial, el nuevo título de su Linea Z; «Sherlock Holmes y los zombis de Camford», de Alberto López Aroca. Se trata de un crossover de estos que se han puesto de moda en el género zombi, es decir, mezcla algún título o personaje literario clásico, con las características de un libro de zombies, produciendo una especie de universo paralelo o línea argumental alternativa.

Dolmen ya se inició en este experimento con el Quijote Z, pero anteriormente otras editoriales lo habían hecho con «Orgullo y prejuicio y zombies», o «Lazarillo Z», por ejemplo. De hecho, creo que el primero que mezcló los zombies en este tipo de mixtura fue Marvel, con sus comica Marvel Zombies, en los que aparecían un Spiderman zombie, un Hulk zombie, un Capitan América zombie y demás.

Marvel Zombies, la madre de todos los crossover...

Marvel Zombies, la madre de todos los crossover...

En el libro que nos ocupa, veremos a Sherlock Holmes resolver un misterioso caso gracias a su agudeza y a sus dotes detectivescs, sólo que en este caso en concreto, un misterio sobrenatural que levanta a los muertos de sus tumbas harán que el detective inglés tenga que poner toda la carne en el asador.

La sinopsis del libro nos dice así:

Es octubre de 1903. Sherlock Holmes está a punto de retirarse, Watson ha contraído matrimonio por enésima vez, y el detective de Baker Street cuenta ahora con la ayuda de un antiguo ex presidiario, Otis Mercer, para realizar las labores cotidianas del oficio.

Cuando Bernard Baker, masón y también detective privado, solicita la ayuda del Maestro para localizar al comprador de un extraño “elixir rejuvenecedor”, Sherlock Holmes decide viajar a la ciudad universitaria de Camford, donde se topará con una abominable, mefítica y aterradora amenaza, así como con una serie de enigmas que desafiarán a la mente deductiva del Gran Detective: ¿Qué secreto oculta la piedra mágica del joven millonario recién llegado de Sudamérica? ¿Quién es el hombre de la mano de metal? ¿Cuáles son las verdaderas intenciones del extravagante señor Pride? ¿Qué prodigios se guardan en los lóbregos sótanos de la universidad?

Y lo que es más, ¿podrá Sherlock Holmes resolver todos estos misterios, trabajar con unos nuevos y monstruosos aliados, y evitar que el mundo acabe invadido por una plaga de muertos vivientes?

No es la primera vez que el Sr. Holmes se las tiene que ver con los no-muertos. Hay un comic, de Ian Edginton y Davide Fabbri editado por el sello Wildstorm, y con el título «Victorian Undead» que ya los puso sobre el tapete anteriormente.

Lo cierto es que yo no soy muy fan de estas mezcolanzas. A mi me gustan los libros de zombies clásicos. Estallido, infección, apocalipsis, supervivencia extrema. ¿Para que innovar cuando la fórmula es buena?. Bueno, lo colaremos en la lista de lecturas y veremos que tal ha salido la cosa.