RSS
Entradas
Comentarios

Ella, que todo lo tuvo. Ángela Becerra.

Ella, que todo lo tuvo. Ángela Becerra.

Ficha técnica

Ya comenté cuando empecé a leer esta novela que sobre este libro había leído críticas y opiniones enfrentadas. Las había muy buenas, que tachaban la obra de excelente, pero en contraposición había otras que decían justo lo contrario. Como es lógico también encontré algunas intermedias, que la calificaban como “pasable”, “flojita”… pero éstas eran las menos. Yo acabo de terminar de leerla y la verdad es que no me ha gustado. Lamento tener que unirme este grupo de lectores.

Ella es una escritora de fama. Un día, cuando regresa a su casa acompañada de su marido y de su hija, se queda dormida al volante y sufre un terrible accidente. Cuando despierta en la habitación del hospital, los recuerdos le llegan algo confusos, pero lo primero que hace es preguntar por su familia. La respuesta que recibe la sume en un caos profundo:  «¿Usted viajaba con alguien? Señora, no había nadie más. Cuando la encontraron, usted estaba sola».

El mundo de Ella se ha derrumbado, no encuentra sentido a seguir viviendo, tan sólo la mantiene en pie el saber qué ha pasado con su marido y con su hija. En un intento por sobrevivir, por salir de ese profundo caos en el que se halla sumergida, decide trasladarse a Florencia en busca de una historia que su padre le contó cuando era pequeña, y que quizá le haga resurgir el interés por escribir. Allí tratará de mantenerse de alguna manera alejada de sus pensamientos, de sus recuerdos, de su soledad, y ocupará el tiempo tomando clases de restauración de libros. Conocerá a Lívido, un librero dueño de una tienda de incunables que visita casi a diario buscando información, y en donde además encuentra una especie de refugio. También entablará una extraña amistad con un vagabundo, cantante de ópera, que tiene una particular forma de ver y exponer la vida. Y será la Donna di Lacrima, una enigmática mujer que recibe a hombres que acuden a ella con el único propósito de contarle sus miserias y disfrutar de la visión de su cuerpo semidesnudo, mientras ella permanece en absoluto silencio y oculta bajo una máscara. Un personaje éste de lo más increíble.

Muy lentamente la trama irá avanzando hasta desembocar en un final que poco a poco se va intuyendo.

Vista de Florencia donde se desarrolla la acción de la novela

Vista de Florencia donde se desarrolla la acción de la novela

La historia que nos cuenta está bien, me ha parecido bastante aceptable, pero ha sido la forma de contarla lo que no me ha gustado. Aunque de la autora no había leído nada hasta la fecha, sí que había podido leer en alguna biografía suya que su primer libro era una especie de recopilación de poemas. Bien, pues al menos en esta novela, no sé en el resto porque no las he leído, ha sacado a relucir su vena poética.

Durante todo el desarrollo de la trama nos encontramos con abundantes y exageradas descripciones de sentimientos, sensaciones, recuerdos…, todos ellas rodeadas de un aura trascendental, y adornadas, para mi gusto, con un abusivo uso de prosa poética un tanto empalagosa y cargante. Dicho de otra manera, demasiada “paja” y poco contenido práctico. Además, estas descripciones se repiten a lo largo de toda la novela, insiste en ellas una y otra vez, lo que conlleva que el ritmo de la acción sea lento, muy lento. Vas pasando las hojas, y la historia no avanza, no pasa nada, terminas leyendo “por encima” para evitar el aburrimiento. Da la sensación de que en determinados momentos la escritora no encontrase cómo continuar la historia y se amparase en ese recurso lingüístico para poder avanzar.

A todo esto hay que añadir las situaciones y personajes un tanto inverosímiles y poco creíbles que la autora crea. La propia figura de la Donna di Lácrima es una buena muestra de ello, o la del vagabundo cantante de ópera y su relación con Ella, e incluso la del enigmático librero.

En fin, creo que con esta historia podría haberse hecho algo mucho mejor, pero como siempre digo, ésta es sólo mi opinión como lector de a pie. Otros, está claro, no opinan como yo.

 

SOBRE LA AUTORA:

  • Ángela Becerra Acevedo nació en Cali, Colombia, el 17 de julio de 1957. Estudió diseño publicitario y comunicación. En 1988 se trasladó a España, donde ejerció de vicepresidenta creativa de una prestigiosa agencia de publicidad de Barcelona. Sin embargo, en el año 2000 decidió abandonar la carrera publicitaria para dedicarse de lleno a la escritura. Ha sido considerada por la crítica como la creadora del “idealismo mágico” al utilizar elementos mágicos para describir experiencias realistas. Sus obras se traducen a más de dieciséis idiomas, siendo la colombiana más leída después de Gabriel García Márquez. Su primer libro, “Alma abierta”,  publicado en el año 2001,  es un compendio de poemas que abordan los conflictos del ser humano en la madurez. Su primera novela “De los amores negados” llegaría en el año 2003. Posteriormente escribió «El penúltimo sueño» (2005) considerado el mejor libro colombiano de ficción del 2005, “Lo que le falta al tiempo” (2007), y por último “Ella, que todo lo tuvo” (2009).