RSS
Entradas
Comentarios

El tercer disparo. Luis Herrero

El tercer disparo. Luis Herrero

(Ficha técnica)

Hola de nuevo a todos:

Acabo de terminar de leer la novela “El Tercer disparo” de Luis Herrero y tal y como os prometí paso a reseñaros mi impresión personal sobre ella.

Ya os comenté que la cogí con una cierta curiosidad, no exenta de entusiasmo, pero también con un cierto temor a tropezarme con un “ladrillo” tal vez por el hecho de ser la primera novela del autor y la primera vez también que me echaba a la vista algo escrito por él, que no fueran artículos periodísticos. Bien, pues de entrada os diré, que no me ha resultado para nada decepcionante. Antes bien todo lo contrario.

Se trata de una novela a mitad de camino entre el thriller y la novela negra, ambientada en la época actual, en el Madrid de nuestros días y en ese oscuro mundo de la política que Luís Herrero demuestra conocer.

Escrita con fluidez y una cierta velocidad en el transcurso de la acción (todo va a suceder en un largo fin de semana), es de esas novelas que te lleva de un capítulo a otro casi sin enterarte. Que casi te obliga a seguir en la lectura, por aquello de el “a ver que pasa ahora”.

En muy pocos momentos, algunos hay, llega a perder intensidad, pero en general resulta de una lectura muy atractiva y la forma de escribir resulta de sencilla comprensión casi siempre. Algo que es de agradecer sobre todo cuando estamos hablando de un periodista.

La acción, como digo, se sitúa en el Madrid de nuestros días y en el mundo de la política. PSOE y PP andan enzarzados, para variar, en una situación de crisis en el país y con el terrorismo de ETA como trasfondo político adicional. Una moción de censura que los Populares van a presentar contra el actual gobierno del PSOE es uno de los ejes de la trama. El otro, con poca conexión aparente en principio, es un atropello que en una pequeña carretera de la sierra entre Madrid y Segovia, por pura casualidad, filma un fotógrafo que trabaja para uno de los diarios de más tirada de la actualidad.

En medio de este escenario, las dos tramas se van sucediendo y entremezclando. Los personajes van apareciendo en escena, todos ellos arrastrando algún lastre que inevitablemente va condicionando sus actuaciones, cuando no lo hacen las ambiciones y oscuros deseos de la política, el amor, la traición…

Los personajes, aunque totalmente ficticios, se nos llegan a hacer reales por momentos, situándolos en medio de ese escenario de juegos, tretas y triquiñuelas, que es la vida parlamentaria en el Congreso de los Diputados. Además, y según el propio autor, los hechos desarrollados sí están basados en hechos reales, si bien ocurridos en distinto contexto y separados en el tiempo.

Manuel Romero, al frente de un Partido Popular en la oposición, Nicolás Rico al frente del gobierno de la Nación y del Partido Socialista, Juan Benavides diputado del Partido Popular y ex ministro de Interior, Sara, secretaria personal de Manuel Romero, Fernando, fotógrafo que trabaja por libre para el Diario El Sol, y Alicia Murquiz ex directora del CNI, son algunos de los personajes más importantes que conforman las dos tramas y que poco a poco se van entrelazando.

La sede del Partido Popular en la calle Génova de Madrid y otras calles cercanas, los alrededores del Estado Santiago Bernabeu, y Piedralaves, pueblo de la sierra norte de Madrid, son algunos de los escenarios en que va desarrollándose la acción, bien descritos y situados por el autor.

Sede del Partido Popular en la calle Génova de Madrid

Sede del Partido Popular en la calle Génova de Madrid

Ya cerca del final todo se precipita cuando un asesinato, muy típico de la banda terrorista ETA, viene a enredar aún más una situación ya de por si tensa en todos los frentes. De aquí al final, una serie de hechos y descubrimientos, llevaran al lector  hasta un final con una resolución poco previsible. Un final inesperado, como en todo buen thriller o novela negra que se precie.

Estadio Santiago Bernabeu en cuyos alrededores se desarrolla parte de la acción de esta novela

Estadio Santiago Bernabeu en cuyos alrededores se desarrolla parte de la acción de esta novela

Mi impresión sobre la obra en general es buena, bastante buena. No me ha decepcionado el autor, e incluso quiero permitirme desde aquí animarle a que siga escribiendo en el género.

¿Algo que no me haya gustado? Siempre se puede criticar algo, desde luego. Poco en este caso, desde luego, desde mi modesta opinión personal. Por poner algo, tal vez un poco de pérdida de ritmo hacia la mitad de la obra, que luego se recupera. Y alguna situación quizá un poquito más forzada de la cuenta, como por ejemplo la huída de Fernando, el fotógrafo, por los tejados de las casas en el barrio de Génova.

Por lo demás, repito, una obra ágil, fluida, amena y de fácil lectura.

Ah! Y una curiosidad añadida. Pese a tratarse de una obra escrita por quien está escrita y ambientada en política, no insinúa, siquiera de lejos, un solo matiz o tendencia ni a izquierdas ni a derechas. También de agradecer, desde luego.

Bueno amigos, espero que este comentario os sirva para algo, y ya sabéis donde estoy por si queréis hacerme algún comentario sobre la obra o debatir algún aspecto de la misma.

Un saludo a todos y hasta pronto.

También puede interesarte...

3 respuestas a “RESEÑA: El tercer disparo, de Luis Herrero”

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Hola de nuevo a todos: Acabo de terminar de leer la novela “El Tercer disparo” de Luis Herrero y tal y como os prometí paso a reseñaros mi impresión personal sobre ella. Ya os comenté que la cogí con una cierta curio……

  2. Ale dice:

    Fernando:
    pues le has dado 4 antifaces ¡nada mal para una primera obra! la tomo en cuenta y apunto autor y libro en mi libreta del plan infinito para tenerlo presente en mi próxima visita a la librería.
    Ale

  3. Fernando dice:

    Ale:
    Si te gusta este género de novelas, creo que la obra te gustará, porque es amena y entretenida y además te va a situar en el mundo de la política actual, que también es un aliciente.
    Y si después de leerla no te convence, pues tienes total libertad para regañarme un poco (sólo un poco, jajaja).
    Un saludo